EDICIóN GENERAL

Por qué los alemanes se niegan a poner límite de velocidad en las autopistas

#20 El ruido del motor estando tan lejos no lo oyes. Lo único que puedes ver son los faros lanzando ráfagas.

Pero la cosa es cuando eres tú el que vas a 190 km/h y te pones a adelantar. Por muy rápido que estés yendo, tienes que mirar bien todo el rato, ya que mientras realizas el cambio de carril puede aparecer por detrás uno a 280 km/h dando las largas y hacerte abortar el adelantamiento. Me ha pasado.
#31 Muy bien explicado, es algo que siempre le repito a los familiares a los que he ayudado a aprender a conducir o a mejorar, siempre les digo:

Aunque vayas rápido, piensa que siempre puedo venir yo más rápido aún y siempre hay uno más rápido que tú.

menéame