EDICIóN GENERAL

Las empresas que incorporen mujeres a los consejos de administración tendrán derecho a una nueva deducción

#385 En primer lugar, lamento que hayas tenido que pasar por esa situación.

En cualquier caso, el problema no se resolvió porque la tipas que ayudaron fueran mujer, se resolvió porque esas mujeres no formaban parte del grupito de amistad de quién acosaba. ¿No?

Sigo pensando que establecer cupos ayuda poco. Y la sensación que le queda a una mujer y su entorno de tener que demostrar que está por su valía y no por rellenar un cupo no tiene que ser nada agradable.

Mi pensamiento lo resume mejor que nadie el vídeo de #76, como ya comenté.
#403 Obviamente, que haya una mujer no es una garantía, del mismo modo que el que todo sean hombres no quiere decir que no haya oportunidades de encontrar una mano amiga. No hablamos de 100%.

Sí, es una mierda que piensen que estás en un sitio por la cuota, pero sin cuota no es muy diferente. Hace años conseguí que aceptaran mi proyecto en la universidad de Cambridge para hacer un doctorado europeo y, un año más tarde (a raiz de ese proyecto) conocí a Michael Nyman y me contrató para trabajar para él durante un año, hasta que volví a España para incorporarme a ese empleo del que te hablé (pasando por una oposición).

No, nadie dijo que fuera por una cuota, eso es cierto. Pero dijero, que yo sepa, todas estas cosas:

–Que yo había entrado en Cambridge por follarme Nyman (lo que ni siquiera encaja cronológicamente).
–Que yo trabajaba para Nyman porque me lo follaba.
–Que yo trabajaba para Nyman porque quería follarme.
–Que Yo había entrado a Cambridge porque había coqueteado con el jefe del departamento (al que conocí después).
–Que Nyman, por ser su amante, me había enchufado en el conservatorio superior de profesora (cuando aprobé los exámenes 2 años antes de siquiera conocerle).
–Por supuesto, comentarios de todos los colores sobre a quién se le había chupado para conseguir pasar los exámenes de la oposición.
–Incluso, y eso me dolió especialmente, dos alumnas me amenazaron con poner una queja falsa porque las suspendí por copiar un trabajo y ellas sabían (o creían) que si ponían en un papel una queja sobre mi competencia, por ser una mujer joven la directiva no me respaldaría. Irónicamente la directiva no me respaldó, pero los 12 profesores del departamento sí que eran los que conocían mi trabajo de primera mano. Entre los 12 profesores sí huvo 4 mujeres a quienes la rabia motivó mucho, claro.

...y mi caso ni siquiera es especialmente sangrante. Alguna compañera pasó por situaciones de mierda de verdad.

Si eres una mujer y llegas a un puesto de cierto prestigio o que es deseado por otras personas, especialmente si eres una mujer joven con una talla de sujetador alta, los cuchillos van a volar y van a decir de ti de todo. Si creen que es posible hacerte ceder o machacarte lo suficiente, la turba será imparable. De hecho, yo me acabé marchando. Primero el director se saltó la legislación para meter durante un año a un hombre (¡qué sorpresa!) que no había pasado los exámenes con menos formación que yo y que acabó siendo un desastre y, cuando me llamaron para que volviera al curso siguiente, yo ya estaba camino de Noruega, donde vivo y trabajo ahora.

Yo vivo y trabajo mejor, me tratan mucho mejor y me pagan el triple; España se ha quedado con el profesor de mierda.

¿Quién pierde?

menéame