EDICIóN GENERAL

“Necesito que desnudes a una empleada”: cómo decenas de gerentes en McDonalds fueron engañados con una broma macabra

#1 En este caso se juntan varios factores. Aparte de ser americanos, que tienen un gran respeto por las normas y la policía, son trabajadores de McDonalds. Con todos mis respetos, éstos no se caracterizan por su formación o su inteligencia, además de que parece que allí dentro existe una disciplina excesiva y absurda (mira los casos en los que se despide a alguien por servirse un extra de queso), por lo que no es extraño que ante una llamada de un policía (que recordemos dice que está con el gerente) los jefecillos actúen de esta manera con una chica que, pobrecilla, se deja hacer sin ni siquiera conocer sus derechos.

menéame