EDICIóN GENERAL

Salones de juego

#4 Ese es precisamente uno de los problemas de estos locales:

"Me preocupan en especial los jóvenes y los adolescentes. Entran dentro del segundo perfil, es decir, son clientes a los que no les importa el hecho de que la probabilidad esté en su contra, probablemente porque no saben hasta qué punto lo está. Para ellos las salas de juego son lugares relativamente baratos, donde a veces hay cerveza gratis o tirada de precio. En un contexto en el que no hay demasiadas alternativas de ocio sano y barato y en el que las Administraciones persiguen de forma activa el consumo de alcohol en la calle, los casinos son un lugar asequible donde reunirse con los amigos y pasar el rato. Si a ello sumamos los anuncios protagonizados por deportistas y famosos, tenemos una bomba.

Por supuesto, el potencial de adicción de esta clase de clientes es enorme. Se ha convertido casi en un lugar común decir que el juego en los 2010 y 2020 va a ser como la heroína en los ’80: un mecanismo para alienar, despolitizar y de paso joder la vida a toda una generación de jóvenes sin futuro. La verdad es que no me parece casual que el florecimiento de los narcopisos y de los casinos se haya dado a la vez y en los mismos barrios. Da escalofríos que la elección sea entre la tragaperras y la jeringuilla."


Los jóvenes de los barrios obreros lo tienen cada vez más jodido. :-(
#12 También son un imán de gentuza... Siempre que paso por la puerta de alguno donde vivo, hay morillos de esos que problemáticos en la puerta.
#20 Yo he oído de casos de gente que salía del salón de juegos habiendo ganado pasta, alguien daba un chivatazo, le seguían y le atracaban para quitarle el dinero.

Así que para el jugador es un mal negocio lo mires por donde lo mires: si pierdes, te quedas sin dinero; si ganas, te atracan al salir y te quedas sin dinero. Es una situación lose-lose. :-(
#12 Sorry por el dedazo
#12 fejar.org/jovenes-y-ludopatia/
Si hace unos años el perfil medio era de un hombre casado entre los 35 y 45 años, actualmente a las asociaciones de todo el país están llegando sobre todo casos de jóvenes entre 18 y 25 años, estudiantes o parados sin responsabilidades familiares. Es relevante también el aumento de consultas sobre menores de edad con relación con los juegos de azar y apuestas que pese a las prohibiciones y barreras consiguen jugar, apostar y en muchos casos sufrir los trastornos propios de la ludopatía.
#12 Yo estoy de acuerdo contigo en todo.

menéame